El 23 de julio se cerró oficialmente en la Arquidiócesis de St. Louis, Missouri, la investigación sobre una presunta curación milagrosa atribuida al Beato Guillermo Chaminade, fundador de los marianistas, que de ser reconocida por el Vaticano permitiría la canonización del sacerdote francés.

El tribunal arquidiocesano, establecido por el Arzobispo Robert J. Carlson para investigar el caso, ahora le enviará sus conclusiones al Vaticano.

Chaminade - Rachel Lozano

La protagonista de la historia es Rachel Lozano, quien desde su segundo año de estudios secundarios fue diagnosticada con cáncer en tres ocasiones. Recibió tres tratamientos diferentes, incluyendo procedimientos como quimioterapia, radioterapia, trasplante de células madre y cirugía. Los médicos le dijeron que nadie ha sobrevivido al agresivo cáncer que padeció después de un trasplante de células madre.

En el año 2000, Lozano viajó a Roma para asistir a la beatificación del Padre Chaminade, y ahí comenzó a pedir una cura por su intercesión. El sacerdote fue beatificado tras la curación inexplicable de una mujer argentina que padecía cáncer de pulmón.

Meses después de su regreso, el cáncer de Lozano regresó con más agresividad. Los médicos le dijeron que su enfermedad era terminal y fue sometida a una cirugía para extirparle el tercer tumor. Los médicos descubrieron que el tumor estaba muerto y le dijeron que no había explicación médica para su cura.

Si la Congregación del Vaticano para las Causas de los Santos reconoce la cura de Lozano como un milagro, el Beato Guillermo José Chaminade podría ser canonizado tras la eventual aprobación del Papa Benedicto XVI.

 

Tags: , ,