Desde la finca de Santa Ana (1958), que enlaza con la histórica Escoriaza, pasando por los años de Postulantado, hasta el nuevo Colegio… que cumple 50 años ¡cuantas vidas, cuanta misión marianista encarnada en este lugar! Cuando se estaba preparando la celebración del cincuentenario, la dirección del centro pidió al P.José María Garagorri (Chema), que escribiera la historia de ese colegio, dada su gran vinculación personal con el mismo. Chema se puso manos a la obra, recopiló mucho material, y llegó a redactar gran parte de los capítulos de esa historia. Pero la enfermedad que sufrió y su posterior fallecimiento, le han impedido acabar el libro. Retomando todo el trabajo hecho, el P.Ramón Iceta lo acaba de publicar. Es un buen recuerdo y evocación de esta obra tan querida y significativa de nuestra provincia. Damos las gracias a los autores, a Chema en el cielo y a los demás entre nosotros: especialmente a los que han contribuido con sus testimonios a la reconstrucción de esta misión marianista. 

En la imagen siguiente, Chema Garagorri en un campamento.